Las tiradas del tarot

Para poder echar las barajas en el tarot es necesaria una serie de requisitos que se deben tener en cuenta. Siempre es de vital importancia tomarse unos minutos de meditación y concentración antes de depositar los elementos sobre la mesa. Sobre el escritorio debe haber un tapete morado, que es el color de la mutación y la trasgresión del cambio, una vela blanca, incienso, y otro aspecto fundamental es no cruzar las piernas. Esto último es con el objetivo de que las energías fluyan.

Todos estos datos que se pudieron percibir en el párrafo anterior sirven para crear el clima ideal en el tarot. Después de que el ambiente está creado a la perfección hay que intuir cual es la tirada, las cosas que hay que elegir y las palabras con las que se va a responder las necesidades del consultante.

Tarot

Hay distintos tipos de tiradas par poder efectuar lecturas de los naipes. Se puede hacer el juego de las tres cartas. En este caso puede ser pro, contra y resultado, o adversario, consultante y consultado. El juego de la Cruz Celta, el de las seis barajas, el juego de la Diana, el juego de la Pirámide, el juego de la estrella de Bohemia, la Estrella de David, el Calendario del Futuro, la Gran Rueda, la Rueda Pequeña, la Tirada Real, el Cuadro Mágico, la Cruz Mística, el Árbol de la Vida, entre otros tantos son las formas diferentes que existen en el mundo del tarot.

Cada persona termina eligiendo la forma que más prefiere en el momento de tirar las cartas, o finaliza creando su propio estilo. Lo más importante dentro de esto es crear su propio código. Lo mismo sucede con el estilo de repartir y de cortar las cartas, que puede ser en dos montones o en tres, a gusto de cada individuo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.